Ni una más

0

Por: Mayerlin Martínez

Muchos son los factores que “influyen” para que una persona le quite la vida a otra, en este caso para que un hombre mate a su mujer o exmujer.

La sociedad, a nivel mundial está viviendo situaciones preocupantes, donde muchas personas no valoran sus vidas, mucho menos la de los demás.

Resulta lamentable que 29 feminicidios han ocurrido en primer trimestre de este 2021,
lo que llama a preocupación y a demandar políticas, acciones para detectar los factores de riesgo y garantizar la vida de las mujeres, promoviendo la educación en casa y una masculinidad respetuosa.

De los feminicidios ocurridos, han sido por parejas o exparejas, dejando en la orfandad una cantidad significativa niños y niñas.

Las estadísticas en las que se destaca que los primeros tres meses de este 2021, los feminicidios superan las de igual período en 2017, que culminó con 26 mujeres asesinadas.

 

En el tercer mes del año las asesinadas por sus parejas o exparejas fueron Ana Antonia Llanos, de 39 años; Yeni Reyes, de 27 años; Lucía de la Rosa, de 27; Mayelin Guzmán, de 23; Mercedes Montero Valdez, de 40; María Dolores Marte, de 54; Lucecita Parra, de 36; ldaiza Sierra, de 21; Marisol Bautista Arredondo, 29; y Lourdes García; de 42 años.

Sigue siendo preocupante que 18 asesinatos en este año han ocurrido en sus hogares, espacio donde deberían sentirse más seguras y ocho de los feminicidios íntimos se han cometido con armas de fuego.

De que han servido tantas políticas y promociones? Es esto lo suficiente para contrarrestar este mal?

Un hecho reciente ocurrió el sábado en el sector Ceiba de Madera, Moca, provincia Espaillat, donde fue ultimada la señora Lourdes Antonia García, por su expareja Persio Ovalles, quien también mató a un hombre identificado como Eliberto de los Santos Cruz y horas después se quitó la vida en un hotel.

Otro caso, en el sector Alma Rosa en Santo Domingo Este, fue muerta la señora María Dolores Marte, de 45 años, por su esposo Fernando Mercedes, quien también hirió a un hijo de esta y luego se atrincheró en la vivienda por varias horas, hasta que se entregó a las autoridades.

El sábado 27, en la ciudad de Higüey, provincia La Altagracia, se produjo otro casi lamentable. Un hombre identificado como Rossell Tavares Campusano, de 48 años, mató a su pareja Marisol Bautista Arredondo (Leydi), de 29, y luego se suicidó.

Los feminicidios que se registran en el país, preocupan a entidades públicas y privadas, las cuales reclaman mayor atención y protección en caso de violencia doméstica y de género en el país.

Los feminicidios y la violencia de género han alcanzado un repunte en los últimos dos meses en distintas localidades del de República Dominicana, ya basta.

Ni una mas! Ni una mujer merece morir de manera cruel, en manos de sus parejas o exparejas, quienes se obsesionan y no aceptan un ya aquí acabo.

Ni una mas, debe morir en manos de estos verdugos, que más que tener lo que saben es poseer.

Ni una mas!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here